Helado de Fresas Vegano

HELADO PARA LOS VERANOS DE MADRID

Helado de Fresas Vegano

Antes de visitarme, mis amigos siempre preguntan, "¿Cuándo es la mejor época para visitar Madrid? Estoy pensando en ir en agosto.”

Respuesta incorrecta. Has pensado muy muy muy mal.  

Agosto es el peor mes del año para visitar Madrid. Hoy el sol es fuerte a unos 30 grados, estoy sudando y respirando como un cerdo después de dar vueltas alrededor de la granja, y mi piel está bronceada y tan marrón como Cola-Cao. ¿Mencioné que sólo son las 10:00?  No me importa el calor pero el de Madrid en agosto es seco. 

Como la mayoría de las personas que residen en Madrid, voy a escapar de la ciudad durante un par de días e ir en un viaje por carretera al sur de España para saber el mar de la mediterránea. Como mi Maaaa, no sólo hacer mi maleta con la ropa pero con comida también, y para esta escapada he preparado un tupper de helado de fresa casera para comer mientras estamos en la carretera.  

Esta receta de helado de fresa está hecha de 3 ingredientes y aunque es fácil de hacer, hay que planificarlo con antelación. También, asegúrate de usar plátanos que tienen muchas manchas marrones, pero no son completamente negros. Esto significa que están justo entre ser maduros y demasiado maduros. 

HELADO DE FRESAS VEGANO

Por Daniela Pimentel Furtado, Dulce y Natural

Tiempo Total: 1 día

Para: Mucho helado!

Ingredientes

  • 5 plátanos
  • 450 gramos de fresas congeladas
  • un toque de agave, jarabe de arce o miel

Instrucciones

    Pelar los plátanos y cortar las fresas y congelarlas por 12-24 horas. Después, deshacer los plátanos y las fresas durante unos 10 minutos. Agregue todos los ingredientes en un procesador de alimentos y mezcle hasta que estén cremosos.

Magdalenas Crudas de Plátano y Coco

SIMPLEMENTE CRUDiveganas

Vegan Carrot Cake

English Version Here

Descubrí por primera vez el veganismo hace cinco años cuando estaba buscando recetas de pastel sin productos lácteos en Google. Uno de los resultados de la búsqueda lee las palabras "Tarta de Queso con Lavanda y Limón" y "Crudo Vegano" en una línea, y pensé <<¿cómo es posible?>>.

Mi curiosidad me llevó al blog de Emily Von Euw, This Rawsome Vegan Life, y estoy muy contenta de haberlo hecho. Mucho ha cambiado en el blog de Emily, pero una cosa es consistente: recetas creativas, originales y ultra veganas que te dejarais haciendo la misma pregunta que hice. Y personalmente espero que un día una persona encuentre mi blog y pregunte "¿cómo hizo que eso suceda? ¿Cómo hizo que algo pareciera tan bueno, tan bueno y tan saludable a la misma vez?"

Aquel día pasé horas leyendo todo lo que Emily había escrito desde su primer post y todavía no entiendo por qué llamó a ese plato una “tarta de queso" en lugar de solo un pastel o tarta.

He decidido imitar el mismo concepto pero lo llamo una magdalena cruda y he simplificado la receta (en mi opinión, Emily suele usar más ingredientes de lo necesario). Sin más, os presento magdalenas crudas de plátano y coco  - facilísimas de hacer y sin lácteos.  

MAGDALENAS CRUDAS DE PLÁTANO Y COCO

Por Daniela Pimentel Furtado, Dulce y Natural

Tiempo total: 1 día

Para: 8 magdalenas

Ingredientes

    La base:

  • 125 gramos de pasas
  • 100 gramos de anacardos
  • El relleno:

  • 1 ½ plátanos blandos
  • 100 gramos de anacardos
  • 3 cucharadas de aceite de coco

Instrucciones

    Remojar todos los anacardos en agua durante 12-24 horas. Escurrir el agua y pulverizar 100 gramos de los anacardos hasta que se convierta a una harina (para el relleno) y pulverizar ligeramente los otros 100 gramos en pequeños trozos (para la base) .

    Ahora la base. Agregar las pasas al procesador de alimentos y mezclar hasta que tengas una mezcla pegajosa. En un bol, mezclar los trozos de anacardo y las pasas. Apretar la mezcla en un molde, agregando sólo una cucharada a cada molde de magdalenas. Presionar firmemente para hacer una base plana. Congelar.

    Mientras la base está en la nevera, hacer el relleno. Simplemente agregar todos los ingredientes en un procesador de alimentos y luego echarlos a los moldes. Congelar las magdalenas durante 2-4 horas.